miércoles, 8 de agosto de 2012

Cómo no ser una drama mamá, de Amaya Ascunce



· Ficha técnica

Autor: Amaya Ascunce
Título: Cómo no ser una drama mamá
Fecha de publicación: 2012
Web: Cómo no ser una drama mamá


· Sinopsis:

Este libro es para todos los que oyeron frases inolvidables como éstas: «Tómate el zumo rápido que se le van las vitaminas», «Te voy a lavar la boca con jabón», o «¿Te crees que soy la dueña del Banco de España?» Es para los niños con coderas y chándal de táctel que sabían que los cromos que regalaban en la puerta del cole llevaban droga y que hay hacer dos horas de digestión para meterse en el agua. Pero también es para los que aseguran convencidos que nunca serán como su madre. Infelices. Aquí van las 101 frases que prometiste no repetir; la opinión de algunos expertos, como Javier Urra y Rocío Ramos-Paul—la supernanny de la tele—; la contribución de cientos de lectores anónimos que contaron su versión; y la historia de la nena, la protagonista, que sabe que lo negro del plátano no está buenísimo, por mucho que lo diga su madre. Si la tuya nunca dijo estas frases, bendice tu suerte.



· Mi opinión: 

Supe de la existencia de este libro de una forma realmente casual, creo que lo vi de refilón por algún otro blog. La cuestión es que entré en la propia página del libro y me enteré de lo que iba la cosa.

Amaya Ascunce creó un blog con la intención de compartir y comparar con los demás, los consejos y frases que su madre utilizaba habitualmente. Descubrió que no era algo único de su madre y que la mayoría tenían un repertorio similar, y así fue como nacieron las "drama mamás".

Ascunce fue haciendo acopio de las frases junto los comentarios de otros usuarios, y tras reunir las opiniones de expertos, una editorial le propuso publicar el contenido del blog en forma de libro.

Así pues, el libro está dividido en 101 consejos, con la explicación de la autora sobre el uso de dicho consejo, las variantes de los usuarios y las opiniones de los expertos.

Es un libro muy fresco y divertido, y precisamente por su organización en capítulos cortitos la lectura es muy rápida. No busquéis reflexiones de porqué no es un libro que busque respuestas o explicaciones a los consejos de las madres, sino que simplemente los comenta desde el punto de vista de una hija.

Como todos, en mayor o cierto modo, tenemos una drama mamá que al menos ha pronunciado alguna vez a lo largo de nuestra vida, una de esas 101 frases, en seguida te sientes identificada con "la nena", la autora, y es imposible contener las risas cuando lees frases como "Tómate el zumo rápido que se le van las vitaminas" o "Ni chocolate ni chocolata". Porque no te imaginas a la madre de la autora, no, ves a la tuya pronunciando esas palabras.

Pero lo peor de todo es que a todos, incluso a la autora, tarde o temprano nos llega la hora. La hora en que sin pensarlo ni quererlo soltamos algo como "Le quitas lo negro al plátano y está buenísimo". ¡Ay pobres de nuestros hijos el día que lleguen a este mundo! porque queramos o no, quizá unos más que otros, somos todos unos drama mamás y papás en potencia.

Así pues, si queréis pasar un rato muy divertido al mismo tiempo que recordáis vuestra infancia, os recomiendo encarecidamente este libro o por lo menos que le echéis un ojo al blog de Amaya Ascunce.



14 comentarios :

  1. ¡Ay! lo que me acuerdo de las frases de mi madre ahora que yo lo soy, incluso alguna vez se me escapa alguna y me quedo perpleja pensando ¿eso lo acabo de decir yo?, jajaja, seguro que me parto de risa con este libro, gracias por la reseña. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo Cristina, hasta nosotros nos sorprendemos al escucharnos decir esas frases. Y eso que aún no tengo niños, pero ya las uso, vamos, que tengo todo el potencial de drama mamá.

      Verás como te ríes sin parar. Ya nos contarás ;)

      Eliminar
  2. vaya puntazo! yo siempre digo que no voy a tener niñas porque ahora mismo no tengo ni novio! (y no es que haya tenido mucha suerte con los anteriores) pero luego digo cosas como: estos libros se los leeré luego a mis niños. ...

    No se si seré como mi madre, pero creo que seré muy consentidora y también excesivamente protectora (porque me ha pasado ya con mi hermana, mi madre dice que mi hermana tiene dos madres, ella y yo, y que yo soy muchas veces hasta peor porque la sobreprotejo mucho jajaj)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mismo me pasó a mí con mi hermano, yo ejerciendo de segunda madre. En cuanto a las frases, salen solas tarde o temprano, ya lo verás :D

      Eliminar
  3. Me encanto la reseña! Creo que sera el siguiente de mi lista!!
    Aquí te dejo yo una frase típica de mi madre que yo uso mucho con algún cambio:

    << - Mamá me llevas?, esta lloviendo!
    - EN EL POLO NORTE LLUEVE Y NIEVA TODOS LOS DIAS Y LOS NIÑOS VAN AL COLEGIO Y LAS MADRES A TRABAJAR, ASI QUE ANDANDO!!>>

    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que en el libro sólo hay 101 frases, pero en el fondo creo que podríamos reunir miles... :D

      Eliminar
  4. Hola!!
    Me ha gustado mucho tu blog!! Me uní!!
    Me gustaría que pasaras por el mío...
    http://mivomitocerebral.blogspot.mx/
    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias y bienvenida!
      Ya me he pasado por tu blog.

      Un beso ;)

      Eliminar
  5. Me ha encantado esta reseña! Y sí, este libro lo tengo que leer, que seguro que me va a arrancar la carcajada más de una vez. Y tengo que reconocerlo, alguna que otra vez he soltado alguna de las frases de mi madre a mi peque... Si es que al final todos caemos.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Margari! Ya te digo, todos soltamos tarde o temprano "Como vaya yo y lo encuentre te vas a enterar", y vas y lo encuentras. Es una habilidad que se adquiere en el momento del parto creo, aunque yo ya empiezo a desarrollarla :D

      Eliminar
    2. Jajaja, esa frase se la he dicho ya más de una vez a mi hija. Y funciona igual que cuando me lo decía a mí mi madre. Lo pronto que va la renacuaja para encontrarlo... ¡Y lo encuentra! Que cuando una se ve apuradilla... Jajajaj
      Besotes!!!

      Eliminar
    3. Jajajaja ¡es genial! De lo más efectivo. ¿Y las zapatillas voladoras que? :D

      Besos guapa!

      Eliminar
  6. ¡¡Hola!!, te escribo desde el blog literario

    La Biblioteca de la Morgue,

    Un blog en el que podrás encontrar reseñas literarias, críticas de películas y muchas secciones más, ¿Te unes?. Yo te sigo desde ya ^^. Espero que te guste mi espacio e intercambiemos opiniones, a mi el tuyo me ha encantado!! ^^

    ¡Nos leemos!

    Bisous

    La Biblioteca de la Morgue

    ResponderEliminar
  7. Ale, otro más para la lista. Si es que los mejores libros són los que enquentras por casualidad, los de refilón. Me encantó la reseña! Al final todas acabamos diciendo las mismas frases cuándo tenemos hijos! jajajaja

    ResponderEliminar