lunes, 7 de noviembre de 2011

Kindle de Amazon, lector electrónico.

Cuando abrí el blog, al poco tiempo, puse un banner, que aún puede verse en la columna izquierda, que reza: “I pledge to read the printed word”. Este banner reivindica la lectura en libros de toda la vida. Así pues, yo me comprometí y juré continuar leyendo la palabra impresa.

Y así seguirá siendo, seguiré amando los libros, su tacto, su olor, su personalidad… yo no he dicho lo contrario, pero la carne es débil y la tentación muy fuerte, así que debo confesar que he sucumbido a las comodidades de la tecnología.

El jueves llegó a mí en forma de regalo familiar el lector electrónico de Amazon, el Kindle. Hacía ya unos mesecitos que me lo estaba planteando, y leyendo comentarios en foros y demás, cada vez estaba más convencida. Además, ¿quién dice que no a un regalo así?




¿Qué decir sobre el Kindle? El que yo tengo es el sencillo, sin teclado exterior, pero eso no implica menos funciones. Se pueden poner notas, subrayar, buscar, usar diccionarios… mil cosas. No me voy a poner a explicaros todas sus aplicaciones, podéis consultarlas en la web, yo simplemente os quiero comentar mi experiencia con él.

El mismo día ya introduje varios libros, la comodidad de tener un libro en el momento que lo quieres es maravillosa, no debes esperar a comprarlo en una tienda física y puedes empezarlo a leer en el acto. Además, gracias a la conexión con Amazon, puedes enviarte los documentos por email sin tener que conectar el lector al ordenador (se descargan automáticamente mediante wifi).

En cuanto a la lectura, tengo que decir que me ha sorprendido muchísimo, había visto que todo el mundo decía que se leía perfectamente, pero yo esperaba una calidad a la altura de otros lectores pero cuando lo encendí y empezaron a salir las primeras imágenes, quedé alucinada. La letra es súper nítida, se puede regular el tamaño, no hay reflejos raros y no cansa para nada la vista, es realmente cómo si leyeras sobre papel. Además, gracias a su ligereza, es realmente cómodo leer en según qué posiciones en las que con un libro no podrías por tener que aguantarlo para evitar que se cierre, con el Kindle puedes leer recostado sin tener que tocarlo para nada más que para pasar de página.




Un dato curioso, y que no sé explicar a qué se debe es que con el lector leo más rápido. Lo noté al empezar a leer las primeras líneas, iba a tal velocidad que me sentía rara, cuando me di cuenta a qué se debía intenté bajar la velocidad, pero al rato volvía a leer con la misma rapidez. Ahora se puede decir que me he acostumbrado a mi nueva costumbre (valga la redundancia) y es otro punto a favor.

Releyendo todo lo que he dicho, parece que me paguen para hacer publicidad, pero nada más lejos de la realidad, simplemente Kindle se ha ganado mi afecto con sus cualidades y calidad.

Así pues, animo a los indecisos a que se unan a la comunidad ereader de Kindle pero eso sí, sin olvidar nunca nuestros queridos amigos los libros de papel.

2 comentarios :

  1. Lo tengo desde hace un mes escaso y no me puedo separar de él. El mejor invento después de la imprenta de Guttenberg!

    ResponderEliminar
  2. Hola Vainilla, perdona que me presente así, pero no he dado con tu email.
    Mi nombre es Sergio G.Ros y soy un autor novel que recién ha publicado en Amazon y tengo también un blog literario (El alma impresa).
    Perdona que te moleste, pero me preguntaba si estarías interesada en leer alguna de mis obras de forma completamente gratuita para hacer una reseña de las mismas. Podría pasártelas en .doc para que pudieras leerla en cualquier ereader.
    Por supuesto, en caso de que aceptaras, no implica que tenga que ser ahora mismo, cuando tú puedas porque imagino que tendrás tropecientos libros que leer.
    En cualquier caso, te agradezco mucho la atención prestada y aprovecho la ocasión para felicitarte el Año Nuevo.
    Un saludo afectuoso,
    Sergio G.Ros

    Este es el enlace de mis novelas en Amazon. es
    http://www.amazon.es/s?_encoding=UTF8&search-alias=digital-text&field-author=Sergio%20G.%20Ros
    Ahora mismo tengo tres novelas publicadas: El ladrón de compresas (género negro), El valle del demonio (terror/acción sobrenatural) y Transmutación (trhiller realismo mágico).

    ResponderEliminar